nbamaniacs

Los Nets asaltan a Portland gracias a un palmeo de Royce O’Neale

Los Nets siguen dando señales de resurrección. El conjunto neoyorquino se llevó esta madrugada una victoria ajustada por 107-109 ante unos Blazers que llegaban como líderes del Oeste, haciéndose con su séptima victoria y colocándose a las puertas de los puestos de jugar en sopesa los muchos problemas de este curso inicial. En cuanto Jacque Vaughn se incorpore al cargo de banquillo, Brooklyn pues ha visto cierta normalidad, y la situación se puede estabilizar si, como resultado, Kyrie Irving se incorpora de nuevo al equipo de al lado.

La de esta noche fue una victoria trabajada desde el principio pero rematada muy al final, concretamente a falta de siete décimas de segundo. Fue con dicho margen en el cronómetro cuando Royce O’Neale palmeó un tiro fallado por Kevin Durant y rompió la igualdad, dando a los suyos la ayuda justa en un finale qu’estaba atragantando y en el qu’su ataque estaba pecando de previsible. Billups facilitó la situación optando por defender esta última posesión con un quinteto muy pequeño, lo que dejó muy abierta la zona y permitió alero imponerse sin problemas a Lillard y Anfernee Simons en la pelea por el rebote decisivo.

Unos momentos antes, había sido la defensa visitante la que había tomado decisiones cuestionables, primero doblando la marca a Lillard cuando este se contraba aún muy lejos del aro y luego, una vez que la base encontró a Jusuf Nurkic completamente solo bajo la canasta, haciendo falta al bosnio mientras anotaba para que empatase el duelo con un 2+1. No obstante, los Nets fueron más finos en la última posesión, impidiendo a los locales encontrar un pase y vendiendo el triunfo sin que los de Oregon lleguesen incluso a buscar un último lanzamiento.

Simmons empieza un regreso

O’Neal acabó con gracia en este palmo con 11 tantos, convertido en el sexto jugador de Brooklyn en notación de dos dígitos, faceta en la que mandó, como de costumbre, Kevin Durant. El alero terminó con 35 puntos tras firmar un 13/22 en el tiro, aunque tuvo que enfrentarse a tramos de marcas muy ferreas que le obligaron a soltar el balón con frecuencia, especialmente en la parte final del chocque. Fue en este periodo cuando los neoyorquinos obtuvieron a sufrir un cierto atasco, pues KD no pudo anotar ningún tiro de campo en los últimos seis minutos, aunque en esta ocasión varios secundarios dieron un importante paso adelante.

Yuta Watanabe fue uno de los hombres más destacados en este aspecto, sumando 20 tantos desde el banquillo gracias a sus 5 triple convertibles, varios de ellos fundamentales en el embrague. Este fue el mejor partido del Japonés desde su llegada a los Nets, algo que también puede decir Ben Simmons. La base, que volvió desde el banquillo, se acercó por fin a su versión del pasado sumando 15 puntos con un 100% en tiros de campo (6/6), 12 rebotes y 7 asistencias, convirtiéndose en parte clave del triunfo pese a terminar expulsado por faltas personales.

En los locales, Damian Lillard lideró al equipo con 25 tiempos y 11 asistencias, seguido de cerca por los 24 puntos qu’umó Anfernee Simons. Shaedon Sharpe y Jusuf Nurkic secundaron al pista trasera con 20 y 17 respectivamente, pero lo cierto es que la contribución al equipo probablemente terminó ahí. El resto de hombres que pasaron por la pista no terminaron de estar del todo fino, especialmente Jerami Grant, que quedó en un 2/12 en el tiro y esta vez no pudo ayudar a Portland a sacar el chocque adelante.

(Fotografía portada: Steph Chambers/Getty Images)

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *