Cañizares: "Echar a Mateu es la decisión más sangrante que recuerdo en el fútbol"

Cañizares: “Echar a Mateu es la decisión más sangrante que recuerdo en el fútbol”

Mucho más que un gran portero. Santiago Cañizares es la leyenda viva del Valencia CF y para muchos el mejor de la historia de la entidad en su demarcación. El de Puertollano es un personaje público que se ha adaptado a los nuevos tiempos por su impronta de manera regular acerca de los temas de relevancia en el mundo del fútbol, ​​pero que ha sentido la necesidad de hacer una retrospección ejercicio de la mano de Alberto Gil y César Toldrá en un reportaje que traspasa lo biográfico para repasar no solamente su carrera y todo lo que vino aparejado a ella, sino también aspectos clave de su vida: “Es el producto de un año de trabajo, grandes ejercicios de memoria y lo que no he contado es porque no me acuerdo. No siempre estará bien todo lo que digo, pero es siempre sincero”.

Las respuestas de Cañizares sobre el libro, el Valencia CF y Peter Lim

Acerca del libro: “La vida me sorprende. Nunca hago aviones porque no se cumplen. Apareció la editorial, hablé con César, él con Alfonso y tras un año de trabajo, de mucha conversación, de grandes ejercicios de memoria… Lo que no he contado es porque no me acuerdo. Y todo lo que cuento es rigurosamente verdad, es lo que yo pienso. Puede no estar siempre bien, pero es sincero”

El acto de presentación del libro “Cañete, mucho más que un gran portero” Miguel Ángel Montesinos


Episodios: “Tranquilidad después de 14 años te hace darte cuenta que las cosas no tienen tanta trascendencia como las que yo le daba. Por ejemplo si perdíamos en Mestalla yo no salía a cenar… Con el paso de los años me he dado cuenta que solo he disfrutado los exitos y poco tiempo porque el futbol daba poca tregua. Con el mismo esfuerzo y espiritu, las cosas me las tenia que haber tomado con mas tranquilidad”

¿Qué es Valencia para Cañizares?: “Valencia ha cambiado mi vida. Llevo aquí 24 años. Seis de mis siete hijos son valencianos. Me han pasado muchas cosas aquí. Aprovechó de toda esa experiencia acumulada. Encuentro el lugar que andaba buscando, un club de primer nivel, bien organizado (en mid epoch lo estaba) y disfruté muchísimo. Me quedé aquí a vivir porque es un sitio para vivir. Hay tantos buenos sitios para to live in Valencia y si te das una vuelta por ahí valoras todo lo que hay aquí. Uno no puede elegir dónde Nace, yo no soy valenciano, pero aquí me noto muy acogido”.

Valencia ha cambiado mi vida. Llevo tiene 24 años. Seis de mis siete hijos son valencianos.

¿Qué recuerdo repetirías de tu paso por el Valencia?: “Me gustaría volver a vivir los años en que ganamos las ligas. Aquí nos reímos de Benítez cuando enero nos dijo que la podíamos ganar. Y la ganamos. La segunda incluso la celebramos como si fuera algo habitual. Viajamos a China y nos dimos cuenta de que al Valencia lo conocían en China. O en Liverpool nos tenían un respeto de narices, un club que era campeón de Europa y nos jugaron con un tremendo respeto”

los campeones con Valencia: “Yo soñaba con ganar la Champions. La gané con el Madrid sin jugar la final (jugué 6 de 11). Cuando llegué al VCF no pensaba jugar una final. En el libro hablo mucho de ese partido. Me hubiera gustado que el Valencia hubiera Pude escribir con letras de oro su nom. Las de plata no están mal, pero me hubiera gustado ganarla. Estuvimos muy cerca en la segunda, pero hubo un capullo que era Kahn que no nos dejó. Y se lo dijo a la cara. (risas)”

Creo que el club hubiera podido subsistir sin venderse y a través de otra vía

Las lágrimas en Milán: “Con los años me ha dado vergüenza verme llorar de esa manera. No por lo de la medalla, aunque es la única que me quitó, pero es que me jodía mucho. Lloré demasiado, creo que me pasé”.

¿Cómo te presentas a ti mismo y al futuro del Valencia?: “Veo mal el futuro del Valencia. Desde que se dedicó a vender. Fue una mala decisión vender el club a cualquiera y muy mala decisión a hacerlo a alguien sin bagaje ni experiencia en fútbol. El contrato que pactó luego no se reflejó por escrito. Los números que contaban Aurelio y Salvo no me engatusaron, no me los creí. Ojalá me hubiera equivocado. A lo largo de los años lo único que hace Lim es dar la razón a que fue una mala decisión. Creo que el club hubiera podido subsistir sin Venderse y a través de otra vía Desde que legó, salvo un impasse de dos años de la mano de Mateu Alemany, en los que el Valencia se volvía a parecer al Valencia y ganamos un título, hablamos de fútbol, ​​nos metimos en Champions, ha sido una decadence. Echar a Mateu es la decisión más sangrienta que recuerdo en el mundo del fútbol con lo que había hecho después de once años sin ganar un título. Eso no lo he visto en mi vida”

Libro sobre Santiago Cañizares Dakota del Sur


¿Qué es el fútbol para Cañizares?: “Santi niño estaba obsesionado con jugar a fútbol y que su madre no le riñese. Mi vocación e ilusión se convirtió en mi profesión. Cuando ganaba era como que me pagaban un euro, pero cuando perdía me cobraban 10 en ilusiones”.

Sobrio luis enrique: “Está capacitado para eso y todo lo que considere. Además lo necesita. Es un tío que parece muy duro, que guarda distancias con mucha gente, es vehemente. Yo he sido compañero suyo, se enfada con facilidad pero no guarda rencor. Es un tío con gran corazón. Una gran persona. Muchos aficionados le adoran y es bonito que haga lo que va a hacer. Hace 20 años nos lo cuentan y diríamos que están ‘chalaos’, pero ahora los tiempos son diferentes”.

Etapa como comentarista: “Mi presencia en los medios fue accidental. Andaba buscando una manera de estar ligado al fútbol y poder también compaginarlo con mi vida privada, mis hobbies, mi familia… lo siento y le gusto a algunos y a otros no”.

¿Qué echa de menos del fútbol?: Lo que más echo de menos es la energía para jugar al fútbol. Juror no ponerme más los guantes después de retirarme y me convencieron de hacerlo en el partido de leyendas. Yo jugaba siempre al 120 por cien y echo de menos tener esa energía. Lo que menos echo de menos es el estrés. A lo mejor malinterpretó el fútbol, ​​pero lo vivió con excesivo estrés. Tenía pánico a pasar vergüenza y no tenía límites a la hora de exigirme”

Su hijo futbolista: “Mi hijo es igual que yo a nivel mental. Prácticamente no tiene vida, es una dedicación absoluta. Habló a diario con él. Siento que quiere hacer muchas cosas bien para dedicármelas por la educación deportiva que he tratado de darle. Y yo le quito esa presión, la digo que lo haga por él”

Una imagen del archivo de Cañizares con la camiseta del Valencia CF SUPERDEPORTE


.

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *